miércoles, 7 de marzo de 2018

¿Por qué no aprender a ser felices?

¿Se puede aprender a ser feliz? Tal Ben-Sahar está convencido de que sí es posible. Incluso va más allá y reclama que deberíamos enseñar en las escuelas a ser más felices. Y eso es lo que te voy a contar a continuación.


Ante la pregunta “¿se puede aprender a ser más feliz?”, Tal Ben-Sahar responde que sí, que se puede. Es más, considera que se debería de enseñar a ser feliz  en las escuelas, pues la felicidad se puede esgrimir como una ciencia que dice cosas de sentido común. Tan de sentido común que, incluso, reconoce que son las mismas cosas que ya decía su abuela. De sentido común, sólo que, ahora, la ciencia las convierte en materia de estudio, le da la importancia que merece.

Y es que se puede aprender a ser feliz, advierte Tal Ben-Sahar. De muchas maneras. Una de ellas, empezando a desarrollar aquellas capacidades relacionadas con ella, como es el caso de la gratitud. Expresar gratitud, reconocer lo que nos hace bien y viene de otra persona, revierte en nosotros de manera positiva. No sólo somos más felices por ello y también más optimistas, sino que también estamos en condiciones de conseguir los éxitos que nos propongamos. En consecuencia, de tener éxito. Y también de gozar de mejor salud. Esto es así, defiende Ben-Sahar, porque la felicidad fortalece nuestro sistema inmunológico cuando nos concentramos en ser más agradecidos.

Por lo tanto, agradecer algo es apreciar aquello que nos ha hecho bien y que nos ha proporcionado algo o alguien. Pero apreciar también tiene otro significado: aumentar el valor. Podrían parecer distintos, pero significan lo mismo, pues se aprecia lo que se recibe y, a la vez, se le da el valor que se merece.

Conceptos, sensaciones y emociones que deberían de impartirse en la escuela como parte de una asignatura, de una ciencia llamada felicidad, como propugna Tal Ben-Sahar. Y seguramente nos iría mejor a todos si le hiciéramos caso. ¿O no?

Y si quieres disfrutar de Tal Ben-Sahar hablando de la felicidad, no te pierdas este vídeo:


FUENTE: Aprendemos juntos/El país

No hay comentarios:

Publicar un comentario